Si tienes césped o simplemente plantas en casa, probablemente estés constantemente buscando soluciones para tener siempre plantas hermosas, florecientes y coloridas en cualquier época del año. Para tener plantas sanas, bonitas y frondosas, primero es importante mantener la tierra en perfectas condiciones. Esto puede parecer difícil, pero no lo es en absoluto. Para embellecer el jardín compramos mayoritariamente productos comerciales que en realidad son caros y no siempre funcionan o incluso pueden causar problemas que no se tienen en cuenta. Debes saber que existen soluciones naturales que ayudan a mantener la salud de las plantas y además eliminar el riesgo de enfermedades fúngicas o infestaciones parasitarias que se pueden aplicar sin gastar un centavo.

Esto mantiene el suelo hermoso y saludable.

Las bolsitas de té se pueden utilizar para mantener la tierra hermosa y las plantas prósperas. Por extraño que parezca, el té ayuda a mimar las plantas al reducir el pH y mantener el suelo más ácido. Esto sucede gracias a la presencia de taninos y mucho más. Pocas personas saben que las hojas de té contienen un 4,15% de nitrógeno y muchas otras sustancias que afectan y mejoran directamente la estructura del suelo.

Jardinería, Beneficios de los Métodos Naturales

La primera forma de cuidar adecuadamente el jardín con bolsitas de té es agregarlas directamente al compost, porque así liberan mucho nitrógeno y solo atraen las bacterias que aportan beneficios al suelo y así protegerlo.

Un segundo método para utilizar la bolsita de té para hacer un pesticida natural es hacer una mezcla con una taza de té suave y rociarla directamente sobre toda la planta. El té y las hojas actúan como fertilizante, por lo que puedes simplemente enterrarlos bajo unas cuantas capas de tierra y solucionar el problema en poco tiempo y con poco esfuerzo.

Té como fertilizante natural: ¿cuándo intervenir?

Usar té como fertilizante natural suele ser una mezcla fantástica que produce una gran alegría. Descubra cómo hacerlo. Tan pronto como notes que las hojas se vuelven amarillas o se caen, debes actuar, incluso si estamos en plena primavera. Este comportamiento de la planta indica una deficiencia de magnesio y hierro. En lugar de gastar dinero innecesario en adquirir productos peligrosos para tu salud, puedes intentar preparar una fantástica solución que requiera poco esfuerzo y el uso de las bolsitas de té que todos tenemos en casa.

Aquí la mezcla está lista para hacer maravillas: se prepara sólo con té

Simplemente toma un puñado de té verde o negro y viértelo directamente en un litro de agua hirviendo, déjalo enfriar y déjalo reposar durante tres o cuatro horas. Pasado el tiempo especificado, rocía directamente sobre las raíces u hojas y listo. En este punto lo haré solo.

Las hojas que caen no deben desecharse sino reutilizarse, deben enterrarse profundamente en el suelo y luego el suelo debe remodelarse adecuadamente. En unos días la planta estará hermosa y traerá satisfacciones completamente inesperadas.

Por último, las hojas de té se pueden utilizar para las rosas de una forma especial. Es necesario añadirlos al suelo con regularidad para aumentar la acidez, lo que garantiza propiedades nutricionales absolutamente beneficiosas. Simplemente utiliza este método para tener un fabuloso jardín de rosas y ser la envidia de tus vecinos.