Para que las plantas vuelvan a estar sanas y exuberantes, puedes confiar en un fertilizante extremadamente eficaz.

Cualquiera que decida cultivar plantas en su hogar y jardín quiere que crezcan sanas, fuertes y exuberantes. De hecho, las plantas son capaces de aportar tanta luminosidad y magníficos colores a todos los ambientes que podrás vivir en lugares aún más agradables. Sin embargo, para que nuestros amigos verdes se mantengan siempre sanos, es necesario brindarles el máximo cuidado y atención que se merecen. Las plantas, en particular, necesitan un fertilizante excelente para crecer exuberantemente y permitir una floración magnífica.

Con este fertilizante las plantas recuperan su salud y vitalidad

Existen muchos productos en el mercado que pueden ayudarnos a cuidar nuestras plantas y garantizar una vida sana y sostenible a nuestros amigos verdes.

Sin embargo, el consejo es no centrarse en estas soluciones químicas y optar por algunos remedios naturales y orgánicos que se pueden preparar en casa en unos sencillos pasos. Los fertilizantes orgánicos son la mejor manera de garantizar que tus plantas florezcan siempre satisfactoriamente.

Si notas que las plantas dejan de crecer, se estancan y ya no producen flores, realmente es el momento de apostar por un abono orgánico que pueda solucionar el problema.

Gracias a este producto, las plantas retoman su crecimiento, las hojas recuperan un magnífico color verde, las raíces se vuelven más sanas y la microbiota del sustrato se activa. En definitiva, pronto nos encontraremos ante una flor verdaderamente excepcional.

Para realizar este abono orgánico debemos conseguir primero una zanahoria. Mucha gente no lo sabe, pero esta verdura, muy utilizada en la cocina, es muy rica en propiedades beneficiosas.

Basta pensar en el nitrógeno y el potasio, pero también en el fósforo y la vitamina E. Para hacer un fertilizante eficaz necesitamos una zanahoria de tamaño mediano, ni demasiado grande ni demasiado pequeña. Cortamos la zanahoria en trozos pequeños y lo ponemos todo en la batidora.

En este punto tenemos que añadir a la batidora el otro ingrediente secreto que nos permitirá crear un fertilizante sumamente eficaz para el crecimiento de nuestras plantas.

La solución es rica en propiedades beneficiosas: una panacea para las plantas.

Se trata de canela en polvo, que no sólo es ideal para condimentar platos, sino también para la floración y crecimiento de las plantas. Además, la canela en polvo es excelente para mantener las plagas, incluidas las babosas y los mosquitos, alejadas de las plantas.

  1. En la batidora echamos una buena cucharada de canela en polvo y un litro de agua. Enciende la batidora y déjala actuar unos dos minutos.
  2. Una vez realizado también este paso, debemos verter la solución obtenida en otro recipiente y filtrar bien la mezcla mediante un colador (sólo necesitamos la parte líquida).
  3. La solución se puede utilizar en todas las plantas, incluidos cactus y orquídeas. Al ser un compuesto con muchas propiedades, sus beneficios para las plantas están garantizados.

Nuestros amigos verdes ya no tendrán que luchar contra los parásitos y volverán a estar sanos, fuertes y exuberantes.